top of page
Buscar
  • Foto del escritorRaúl Guzmán González

PRÓLOGO DE ESTRELLA DEL ALBA, DE RAÚL GUZMÁN G., POR JOSÉ LUIS DÍAZ-GRANADOS


José Luis Díaz-Granados y Raúl Guzmán González, agosto de 2021.

El poeta Raúl Guzmán González, en grata posesión de su plenitud creadora, nos entrega su libro Estrella del alba, una colección de textos desbordantes de belleza, reflexión y sabiduría, que al encarnarse en rigurosa e impecable verbalidad, logran conformar una unidad gozosa que recrea los innumerables avatares del diario vivir.


Su lenguaje henchido de lúcida nostalgia aproxima la búsqueda del paraíso perdido de la infancia y el reencuentro fugaz con sus hadas danzarinas y sus ángeles guardianes en la primigenia educación sentimental:


¿En qué esquina perdimos al Ángel de la Guarda? / ¿Cómo despertar la memoria en nuestro corazón? / Quiero otra vez arder / en la aventura del recreo / y descubrir un juguete en tus bolsillos…


Asimismo, la poesía de Raúl Guzmán González recrea aquella edad primaveral y luego la entrada a una gratísima sinfonía doméstica, recreando el paisaje que brota de las manos de la madre cuando vuela el ave, el afán de retener ese ciclo de oro en medio del paso inexorable del tiempo, toda una metáfora del hogar como obra de arte con la compañera y sus hijos como habitantes que encarnan en fulgor unísono la alegría de vivir.


El alba azul entraba a nuestras almas unidas / en el temblor de lo humano y lo divino…


También se evoca la luz escrita de sus dioses y poetas tutelares, las voces del inconsciente y la sabiduría oriental como elementos de constante meditación sobre las cosas elementales de la vida, porque “este es nuestro descubrimiento: / ser palpitación / que se deshoja…”, las sensaciones afectivas y los inusitados aromas memoriosos y la otredad del eros, vivencias que reinventan de manera permanente la presencia de la ausencia.


Y no podía faltar, desde luego, “nuestra más inmediata semejanza”, como dijera Jorge Zalamea, en la reinvención de este tiempo turbio de aires equívocos y guitarras ciegas, de esta Colombia “en cuidados intensivos”. El poeta despliega allí la purga de su corazón atribulado en este irrepetible dos mil veinte en el que “giramos sobre nuestros cielos e infiernos”.


Los lectores de Estrella del alba, de Raúl Guzmán González, estaremos gratamente confinados entre las luces hechizantes de su palabra lírica y en virtud de esa prodigiosa poesía lograremos germinar en las tinieblas.


JOSÉ LUIS DÍAZ-GRANADOS

43 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Kommentare


bottom of page